La Semana Santa y el Patronato

« · Vicente Tomás Ridaura (1919-1933) · »

El paso de la Oración del Huerto  enla calle  Barraca.

El paso de la Oración del Huerto enla calle Barraca.


El periódico La Voz de Valencia cita que, en El Cañamelar, el alma de la Semana Santa es el Patronato Musical dirigido por el músico Vicente Tomás y que en El Cabañal las fiestas eran patrocinadas por la Unión Musical de Pescadores dirigida por Pascual García Miquel. Por su parte Las Provincias informaba de la "retreta organizada en el Rosario a las nueve de la noche con el concurso de las corporaciones de sayones, granaderos y pretorianos luciendo artísticos faroles, cerrando la marcha una artística carroza ocupada por las señoritas que toman parte en los festejos acompañados por la banda de música". Por si faltaba algo que añadir el socio y escultor Manuel Silvestre realizó el trono-anda para la Santa Faz tras ganar un concurso de bocetos. Por su parte La Semana Gráfica hace hincapié en el sobrehumano esfuerzo de los músicos del Patronato y de la Unión de Pescadores.

Tanto las autoridades como el pueblo conocían los desvelos de los músicos por las fiestas, pero este protagonismo molestaba a la junta directiva que se veía relegada a un segundo plano. Para evitar una crisis entre directivos y músicos se optó por ceder la organización a la junta directiva.

El 13 de abril de 1927 se presentó oficialmente una nueva cofradía en la parroquia de Nuestra Señora del Rosario, los Petronianos. Como era de suponer, fue la banda de música del Patronato la encargada de amenizar el desfile de presentación del banderín en la sede social ubicada en el Paseo de Colón, número 7. Una película valenciana Rosa de Levante fue la que, de modo más universal, puso ante el público las bellas procesiones del Marítimo relegadas en la prensa valenciana a un segundo plano hasta el punto que La Semana Gráfica dice: "Somos injustos en nuestras fiestas de Semana Santa. Debiéramos todos hacer de ellas, de su belleza, de sus emocionantes anécdotas, una gran propaganda. Las procesiones y episodios bíblicos de los barrios marineros son inéditas hasta para los valencianos de la ciudad".